28 dic. 2012

Misión imposible


Eran las 6 de la mañana (estaba desvelado) y ya había tomado el café con su correspondiente cigarro. Si algún niño lee este blog, que sepa, que solamente fumo por pagar más impuestos y levantar al país de la crisis (fumar perjudica seriamente la salud y el bolsillo del que lo hace).

Dudaba entre ir o no, a sacar el amanecer. Tenía “pinta” de haber pocas nubes y no invitaba demasiado. Pero al final, uno que está ya curtido, decidió “tropezar” una vez más, con la misma piedra (si total es gratis. Menos la gasolina y el tabaco).

Hasta la playa hay bajando unos 300 m desde el coche y luego otros 300 m hasta esta zona rocosa.

Preparé la composición intuyendo que nubes podrían captar más color y empecé a preparar el equipo, hasta que cuando fui a sacar los…. ¡¡¡LOS DEGRADADOS NO ESTÁN!! (me los había dejado en la mesa del estudio durante la limpieza la noche anterior). Volver al coche y llegar otra vez con estos, sin perder las primera luces, era misión imposible.

Pero en ocasiones la fortuna te sonríe y bajando la mirada (claudicando) me topé en la playa con un trozo de plástico totalmente traslúcido. En la mochila siempre suelo llevar una gamuza oscura (para limpiar los filtros), y realizando un apaño rudimentario de ESTA FORMA logré un degradado.

21 dic. 2012

Fotografíando el Fin del Mundo


Bueno, como supongo, hoy 21 de diciembre, todos estaréis capturando el FIN DEL MUNDO. Disfrutando fotografiando meteoritos ardientes, al planeta Niburu mientras se estrella en la Tierra, una agujero negro engullendo a nuestro planeta o alienígenas devorándonos (aunque esto último creo que ya lo estaban haciendo los banqueros y los políticos). Que cantidad de FOTONES ¡¡eh!!!.

Imagino (eso espero) que como otra fecha más, los videntes se habrán “colado”. Aunque al paso que vamos, si es verdad que están exterminando el mundo que conocíamos y que nuestros antepasados lucharon tanto por alcanzar el bienestar que teníamos.

A mi parecer el fin del mundo se produce cada día un poco. En la naturaleza tenemos el mejor ejemplo. Nosotros estamos siendo testigos de una pequeña parte de "ese fin continuo". Así que sigamos fotografiando esos “pequeños finales”.

Que tengáis buenas luces para el 2013, Y si el 21 o el 23 de diciembre (como dicen otros) es el fin del mundo, espero que tengáis la tarjeta formateada y la batería cargada (aunque nadie vaya a ver esas imágenes).

Nos vemos en el 2013 (eso espero).


14 dic. 2012

Un día sin cámara

Después de casi 2 meses “encajado” en el sofá (por la pericarditis ,como comentaba en la anterior entrada,), fue todo un alivio volver a la naturaleza, aunque sea realizando deporte y sudando la gota gorda.

Lo malo del día que elegí para salir con la bici (y comprobar que el corazón funcionaba), es que fue uno de esos días, en el que se forma la “niebla perfecta”.

Hice lo que medianamente pude con la cámara del móvil y un par de “modelos”  que me acompañaban en la salida.

El Dr. me aconsejó que no sobrepasara las 140 pulsaciones por minuto, pero ese día no pude seguir sus consejos. Y es que admirando momentos como este, no se le puede pedir al corazón que no se "revolucione".